Es un manual utilizado a modo de guía cuando se establece una marca. En él se recoge la imagen a usar (logotipos, símbolos, etc), su representación en diferentes soportes (impresiones de pequeño o gran formato, gráficos para medios audiovisuales…). Incluso, a veces, se incluyen formas de expresión, pautas de conducta y modos de actuar a distintos niveles de la empresa que lo publica.

Es una guía imprescindible que mantiene una homogeneidad en nuestra comunicación externa.

Aquí tiene un ejemplo bastante extenso. El libro de estilos de IBERDROLA.

 

 

 

 

Compartir da la felicidad 🙂